Ultrasonido

Un ultrasonido es una técnica de imágenes de diagnóstico que utiliza ondas sonoras. Sepa qué sucede durante una exploración por ultrasonido y cómo funciona.

¿Qué es una exploración por ultrasonido?

El ultrasonido utiliza ondas sonoras para tomar imágenes del interior del cuerpo de su niño. Estas imágenes darán al médico información sobre el tamaño, la forma y la textura de la parte del cuerpo que se está explorando.

Un tecnólogo en ecografía y un radiólogo realizarán la exploración de su niño y lo cuidarán durante el estudio. El tecnólogo en ecografía es un experto en el uso de equipos de ultrasonido. Un radiólogo es un médico que se especializa en estudios que arrojan imágenes del interior del cuerpo, como el ultrasonido. El tecnólogo en ultrasonido y el radiólogo prepararán un informe de la exploración para el pediatra.

Beneficios del ultrasonido
¿En qué consiste el diagnóstico por imágenes con ultrasonido general?
Categorías
Forma en que se realiza el examen
Puntos clave
¿Cuáles son algunos de los usos comunes de este procedimiento?
El ultrasonido se usa para ayudar a los médicos a diagnosticar síntomas

 

Beneficios del ultrasonido

  • Favorece la cicatrización de las lesiones
  • Genera vasodilatación de la zona con hiperemia y aumento del flujo sanguíneo
  • Incrementa el metabolismo local, con estimulación de las funciones celulares y de la capacidad de regeneración tisular.
  • Incrementa la flexibilidad de los tejidos ricos en colágeno, con disminución de la rigidez articular y de la contractura
  • Genere un efecto antiálgico y espasmolítico, que son los más útiles en lo que a indicaciones se refiere
  • Acelera la tasa de curación y mejora la calidad de la reparación

¿En qué consiste el diagnóstico por imágenes con ultrasonido general?

El ultrasonido es seguro e indoloro. Produce imágenes del interior del organismo usando ondas de sonido. Las imágenes por ultrasonido también son conocidas como exploración por ultrasonido o ecografía. Utiliza una pequeña sonda denominada transductor y un gel que se coloca directamente sobre la piel. Ondas sonoras de alta frecuencia viajan desde la sonda a través del gel y hacia adentro del cuerpo. La sonda recoge los sonidos que rebotan. Una computadora utiliza esas ondas sonoras para crear una imagen. Los exámenes por ultrasonido no utilizan radiación como (como la que se usa en los rayos X). Debido a que las imágenes se capturan en tiempo real, pueden mostrar la estructura y el movimiento de los órganos internos del cuerpo. También pueden mostrar la sangre fluyendo por los vasos sanguíneos.

 

El ultrasonido médico cae en dos categorías distintas: diagnóstico y terapéutica.

Ultrasonido de diagnóstico: es una técnica de diagnóstico no invasiva que se utiliza para producir imágenes dentro del cuerpo. Las sondas de ultrasonido, llamadas transductores, producen ondas sonoras que tienen frecuencias por arriba del umbral del oído humano (arriba de 20KHz), aunque la mayoría de los transductores en uso actual operan a frecuencias mucho más altas (en el rango de megahercios (MHz)). La mayoría de las sondas de ultrasonido de diagnóstico se colocan en la piel. Sin embargo, para optimizar la calidad de las imágenes, las sondas pueden colocarse dentro del cuerpo a través del tracto gastrointestinal, la vagina, o los vasos sanguíneos. Además, en ocasiones se utiliza el ultrasonido durante la cirugía mediante la colocación de una sonda estéril dentro del área donde se realiza la operación.

El ultrasonido de diagnóstico se puede además subdividir en ultrasonido anatómico y funcional. El ultrasonido anatómico produce imágenes de los órganos internos u otras estructuras. El ultrasonido funcional combina información como el movimiento y la velocidad del tejido o la sangre, la suavidad o la dureza del tejido, y otras características físicas, con imágenes anatómicas para crear “mapas de información”. Estos mapas ayudan a los médicos a visualizar los cambios/diferencias en la función dentro de una estructura o un órgano.

 El ultrasonido terapéutico también utiliza ondas sonoras por arriba del rango del oído humano, pero no produce imágenes. Su objetivo es interactuar con los tejidos en el cuerpo para que puedan ser modificados o destruidos. Entre las modificaciones posibles están: mover o empujar el tejido, calentar el tejido, disolver los coágulos, o administrar fármacos a sitios específicos en el cuerpo. Estas funciones de destrucción, o ablación, son posibles mediante el uso de rayos de muy alta intensidad que pueden destruir los tejidos enfermos o anormales tales como los tumores. La ventaja de utilizar terapias de ultrasonido es que, en la mayoría de los casos, no son invasivas. No se necesita realizar cortes o incisiones en la piel, de manera que no quedan heridas o cicatrices.

Forma en que se realiza el examen

  • El ecógrafo crea imágenes de manera que se puedan examinar los órganos dentro del cuerpo. Esta máquina envía ondas sonoras de alta frecuencia, las cuales reflejan las estructuras corporales. Una computadora recibe las ondas y las utiliza para crear una imagen. A diferencia de las radiografías o la tomografía computarizada, no se utiliza la radiación ionizante.
  • El examen se realiza en la sala de ecografías o de radiología.
  • Usted se acostará para el examen.
  • Se le aplica un gel conductor claro a base de agua en la piel del área que se va a examinar. El gel ayuda con la transmisión de las ondas sonoras.
  • Una sonda manual llamada transductor se desplaza sobre el área a examinar. Es posible que necesite cambiar de posición, de manera que se puedan examinar otras áreas.

 

Puntos clave

  1. Un equipo de ultrasonido utiliza ondas sonoras para tomar imágenes del interior del cuerpo de el paciente
  2. El paciente sabrá lo que sucederá durante el estudio.
  3. Pregunte al personal de la clínica de ultrasonido si debe abstenerse de comer y beber antes del estudio
  4. El ultrasonido no duele ni tiene efectos secundarios

¿Cuáles son algunos de los usos comunes de este procedimiento?

Los exámenes por ultrasonido pueden ayudar a diagnosticar diversas enfermedades y a evaluar el daño en los órganos luego de una enfermedad.

 El ultrasonido se usa para ayudar a los médicos a diagnosticar síntomas tales como:

  • Dolores
  • Hinchazón
  • Infección

El ultrasonido es una forma útil de examinar muchos de los órganos internos del cuerpo, incluyendo en forma enunciativa y no limitativa:

  • Corazón y vasos sanguíneos, incluyendo la aorta abdominal y sus principales ramificaciones
  • Hígado
  • Vesicular biliar
  • Bazo
  • Páncreas
  • Riñones
  • Vejiga
  • Útero, ovarios y niño no nato (feto) en pacientes embarazadas
  • Ojos
  • Glándula tiroides y glándula paratiroides
  • Escroto (testículos)
  • Cerebro en infantes
  • Caderas en infantes
  • columna vertebral en infantes